Museo submarino de Croacia

Museo submarino de CroaciaDesde hace unos años Croacia se ha convertido en un destino turístico de los más visitados de Europa. Así, este país bañado por las aguas del Adriático ofrece una gran variedad de actividades y lugares para conocer, destacándose sus playas, bonitos y pintorescos pueblos, grandes parques naturales y una arquitectura peculiar.

Sin embargo, aún le faltaba algo a las costas de Croacia para transformarse en un lugar único que lo diferencia de otros países y era un museo submarino, sumándose ahora otro motivo fundamental para visitarlo.

Se trata de un gran Museo submarino que permitirá a los buzos que se sumerjan a partir de ahora en las aguas de las costas croatas descubrir no solo las bellezas submarinas naturales tanto representadas por su flora y fauna sino también visitar y recorrer un parque increíble situado en la Isla de Losinj.

En realidad, este fantástico museo no se encuentra a una gran profundidad sino a pocos metros de la superficie marina y en toda su extensión alberga innumerables réplicas de ánforas antiguas, cañones venecianos, anclas que datan de los siglos IV y V y hasta ametralladoras iguales a las utilizadas durante la Segunda Guerra Mundial.

Entre las réplicas que más sorprenden se encuentra la del “Apoxiomeno de Croacia” un bronce de la cultura griega del siglo IV a. C., la misma ha sido realizada en su tamaño natural midiendo casi dos metros de altura y ubicada en la parte de mayor profundidad con la que cuenta este parque.

La visita a este Museo submarino de Croacia no está limitada solo a aquellos que practican buceo ya que existe un programa para todos aquellos que sin tener experiencia en este deporte deseen conocer el lugar y para ello se ha creado el denominado “Discovery Dive” un programa que incluye una clase para aprender a utilizar el equipo de buceo y la visita al parque submarino junto a un guía e instructor.

Dubrovnik, recorriendo la antigua ciudad medieval

Dubrovnik, casco antiguo

Dubrovnik, casco antiguo

Viajar a Dubrovnik es sin lugar a dudas una experiencia inigualable, sobre todo para quienes gustan de recorrer ciudades realmente esplendorosas.

El litoral de la costa dálmata ofrece a los viajeros una diversidad de lugares donde pasar unas vacaciones inolvidables donde se conjugan de forma inigualable una belleza natural magnífica junto a núcleos urbanos que se destacan por su rica historia y patrimonio arquitectónico conservado de forma magnífica.

La ciudad de Dubrovnik, es un claro ejemplo de este tipo de lugares, recorrer su casco antiguo declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO,  es una experiencia inolvidable.