Museo Van Gogh de Ámsterdam

Museo Van Gogh de Ámsterdam

Sala Museo Van Gogh

Una visita a la ciudad de Ámsterdam solo puede completarse con un recorrido por el famoso Museo Van Gogh.

Un espacio de arte magnífico donde se expone la mayor colección de obras de este famoso artista descripto por los entendidos como un genio de la pintura que fue torturado por su propia mente, un estado que lo llevó a suicidarse a los 37 años.Van Gogh no vendió en vida ninguno de sus cuadros y por ello con su muerte todas sus obras pasaron a manos de su hermano Theo. Unos novecientos lienzos y más de mil dibujos que tampoco su hermano pudo aprovechar ya que falleció apenas un año después de la muerte de Vincent.

Sin embargo, la viuda de Theo, Johanna comenzó a organizar exposiciones y vendió varias piezas de la colección del artista, pero no logró que el famoso museo Rijksmuseum se interesara por ellas.

Comenzó entonces negociaciones con el Stedelijk Museum de Ámsterdam en 1905 donde se habilitó una sala especial donde todas las obras de Van Gogh fueron expuestas durante décadas, siendo un tiempo de revalorización de su arte.

Posteriormente el hijo de Theo y Johanna, llamado Vincent Willem, asumió el legado de la familia y creó una fundación que hoy lleva su nombre, mandando construir el edificio que desde 1973 se conoce como el Museo Van Gogh

El edificio es una obra del arquitecto Gerrit Rietveld , con una ampliación realizada en 1999 por el arquitecto Kisho Kurokawa , quien añadió un pabellón para exposiciones temporales.

El museo se encuentra situado en la calle Paulus Potterstraat y como otras tantas paradojas del destino, el edificio se encuentra junto al Rijksmuseum que en el pasado no aceptara las obras del artista.

Este museo es pequeño pero con amplios espacios que permiten disfrutar de las obras de Van Gogh expuestas en la segunda planta.

Los más de doscientos cuadros se encuentran ordenados cronológicamente y entre ellos se encuentran obras famosas como Los girasoles, La habitación de Arlés, La casa amarilla, Los campos de trigo, además de una importante serie de autorretratos.

Ya en una tercera planta que posee el edificio se han dispuesto los cuatrocientos dibujos formados por obras hechas en acuarela y pasteles, además de pinturas de contemporaneos de Van Gogh tales como Toulouse-Lautrec, Manet, Monet o Millet, todos ellos amigos personales del artista.

Se ofrecen visitas guiadas en español y entre los servicios que ofrece el museo se encuentran un restaurante y una tienda de regalos.

El Museo de Van Gogh abre diariamente de 10.00 a 18.00 horas y los días viernes permanece abierto al público hasta las 22.00 horas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *